Opinion_Karin-Bachman

Karin Bachman: “Descubrí una materia prima que puede llevarse más allá de los límites”

Diseñadora de Vestuario y Textiles, mención en Alta Costura

19 de Diciembre, 2016

Siendo profesional de la carrera de Diseño de Vestuario y Textiles, el desafío de incorporar madera al vestuario fue una proeza tremenda. He estudiado el vestuario desde sus inicios y cómo éste ha evolucionado en torno al ser humano y sus necesidades, donde prioritariamente ha tenido una situación de protección y recientemente una condición de status social, pudor, valores morales, rebeldía. Hoy en día desemboca mayoritariamente en la exposición del ser.

Tomando la historia y el presente que exponen variados códigos de vestuario ─donde la rama experimental se reconoce como una obra de arte más allá de la moda, pues es una declaración y una forma empírica de verlo─ es donde nace Woodstuff, la visión de combinar la madera ─un elemento sólido y rígido─, con la movilidad y adaptación de la tela, combinando ambos por medio de uno de los elementos que más refleja, a mi gusto, pasión por la creación: el bordado a mano.

La aplicación de la madera como materia prima en el vestuario es algo que se ha visto en el pasado, pero poco común en forma de aplicación textil y adaptación al cuerpo, siendo éste un ámbito muy poco explorado.

El primer desafío fue cómo llevar esto a cabo. Emerge así la idea de fragmentar la madera en tamaños pequeños y unirlos a una prenda terminada, donde se puede replantear la utilización de accesorios dentro del vestuario y su procedencia.

Aunque la madera es una materia prima natural que se puede adquirir con facilidad, la principal dificultad que tuve ­─una vez terminado el primer prototipo─ fue su lavado y su forma de secado, que aún están en proceso de investigación.

Tomando en cuenta los inconvenientes que podría causar que el producto no tenga una larga vida útil, se están generando distintos paños de prueba con diversos tipos de madera, diferentes tipos de pintura, barnices y acabados, exponiéndolos a desiguales procesos de lavado y secado, esperando finalmente encontrar el más adecuado para la madera y que la prenda sea apta para su uso y pueda ser llevada al siguiente nivel.

A pesar de la problemática del lavado y con las dificultades que me encontré en el camino, de las cuales aprendí maravillosamente, mi experiencia con la madera fue mucho mejor de lo que esperaba.

Descubrí una materia prima que puede llevarse más allá de los límites: puede pintarse, texturizarse e incluso parecer una materialidad completamente distinta. Creo que a partir de la resolución del lavado, Woodstuff podría ser una marca interesante para un usuario que busca el diseño independiente y aprecia el trabajo a mano y único, sobre todo si es un vestuario creado a partir de una base modular la cual puede cambiar a través del tiempo, estableciendo una vida provechosa más larga para cada prenda, generando un modelo sin igual con el cual cada comprador se sentiría identificado.

Ver más sobre: 

NOTICIAS RECIENTES

  • El concurso Obras de Arquitectura enmarcado en la Semana de la Madera 2021 lanza sus bases

  • Museo Taller renueva su propuesta y ofrece nuevas modalidades de asistencia

  • Foglie d’Oro crea suelos de parquet italiano hechos a medida con madera envejecida

OBRAS

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en LinkedIn
Compartir en Pinterest
Compartir en correo
Traducir »