Dongyang: la historia milenaria y la actualidad de este tallado en madera

_pagoda-leifeng-hangzhou

6 de Junio, 2022

Con registros correspondientes al Siglo VII, esta técnica de tallado en madera destaca por su relieve, detallismo, tridimensionalidad y desarrollo multicapa, con los cuales es posible lograr murales, muebles y objetos decorativos totalmente empapados de su prolijidad y desarrollo con el material.

El tallado de madera es una actividad tradicional y añosa que ha sabido tener un espacio en la trayectoria de la humanidad. Los registros históricos dan cuenta de su realización en los albores de la Edad Media, específicamente en Italia y Francia, con representaciones mayormente ligadas al cristianismo. 

Aunque su trayectoria también da cuenta de expresiones en otros continentes, como es el caso de Asia, donde el trabajo con el material también goza de significancia y representatividad de su cultura. Una técnica especialmente reconocida por su calidad y detallismo es Dongyang, una corriente y escuela basada principalmente en ornamentos, que es considerada como de las más ilustres y elegantes en la historia de este oficio.     

Junto con eso, tiene la reputación de ser una de las mejores artesanías populares de la región y ser parte del tesoro nacional de China, el país donde se ha explotado durante varios siglos. Lo anterior no es un ámbito menor, en una nación de tradiciones milenarias y de múltiples corrientes artísticas y manuales con la madera, siendo un atributo insigne de su cultura. 

A continuación, un repaso por este arte tradicional chino y del valor de su preponderancia en el tiempo. 

Características y ejemplos

Proveniente de la ciudad con el mismo nombre, ubicada en la provincia de Zhejiang, los inicios del Dongyang en China se registran durante la dinastía Tang, a principios del Siglo VII. Sin embargo, los expertos coinciden en que su desarrollo como tal se ubica cientos de años después, concretamente en la dinastía Song, entre el Siglo X al XIII. 

Vale la apreciación, pues es en este último periodo donde se encauza su principal escuela, conocida mundialmente como “Dongyang Woodcarving”, la que con el tiempo generó otras ramas de la misma, como fueron la “Huizhou Woodcarving”, “Chaozhou Woodcarving” y “Hunan Woodcarving”. 

Las características principales de este tallado en madera son ser de alto relieve, en multicapas y en tercera dimensión, con una rica composición de imágenes y de extensión en el espacio. También reluce por las maderas utilizadas, mayormente blancas o de tonalidad clara, las cuales son trabajadas minuciosamente por medio de herramientas y la paciencia de sus autores.  

Es así como este trabajo manual logra destacados resultados, en particular con las proyecciones de cuerpos y rostros, al igual que con expresiones propias de la naturaleza y la mitología de China, como su flora, fauna, la representación de dragones y otras criaturas. 

La técnica en madera es de las más ilustres y elegantes de China / Michael Lai

Una de sus expresiones más famosas está en la torre de la Pagoda LeiFeng, ubicada sobre una colina al sur del Lago del Oeste en Hangzhou, la que durante la dinastía del emperador Qianlong (1711-1799) acogió a cientos de entusiastas de este tipo de artesanía.

Por medio de su técnica de tallado, en sus paredes se representa la “Leyenda de la Serpiente Blanca”. Uno de los relatos más conocidos de la literatura china, que ha devenido en numerosas películas, series televisivas y óperas de dicho país. 

Y si bien en un comienzo se solía utilizar para este tipo de palacios, luego de décadas se incorporó también a la decoración de templos, mausoleos y otros edificios de gran importancia. A medida que pasó el tiempo, el Dongyang se fue democratizando como técnica, encontrando nuevas formas de representación. Y a principios del siglo pasado, ya era posible encontrarla en espacios y objetos de carácter doméstico, como muebles y utensilios, con el fin de llevar sus atributos a una mayor cantidad de personas. 

A medida que pasó el tiempo, la técnica se vio favorecida por la tecnología, logrando interceder en el mercado paisajístico y en la ebanería. Hoy una de sus mayores colecciones se ubica al interior del hotel Green Lake de Kunming, en la provincia de Yunnan, la cual fue tallada en un solo bloque de madera y a partir de la inspiración por diversas leyendas locales. 

Nuevos exponentes

Este tipo de artesanía, llamada también “tallado blanco”, se despliega a través de capas múltiples que dan vida a murales tridimensionales y objetos con relieve, explotando cualidades estéticas por medio de paisajes y figuras rebosantes de belleza y sentido de profundidad. Acercarse a una obra como ésta es sumergirse en un cúmulo de detalles y minucias cada vez menos presentes en el arte moderno.  

En la actualidad aún subsisten talleres dedicados al Dongyang, aplicados principalmente al tallado de objetos cotidianos como pisos, mesas, armarios y escritorios. Aunque una cosa es considerarlo desde lo decorativo y otra, en su concepción más antigua como arte, tal como sucede con Huang Xiaoming. 

Hablamos de un artesano chino que se abocó completamente a este oficio producto de la pandemia. Lo decidió así, como una medida para enfrentar las desavenencias económicas y anímicas que implicó el confinamiento, al igual que como una manera de seguir el legado de su padre, quien le enseñó esta técnica cuando tenía 16 años. 

Hoy, a sus 40, Xiaoming está dedicado en un 100% a este tipo de artesanía, con un estilo que radica en retratar escenas de la vida cotidiana, inspirándose en las costumbres de las personas que ve en sus paseos y a través de la inspiración propia. “Encontrar la peculiaridad de cada pieza y ser capaz de comunicarse con ella, son las claves del éxito en la talla de madera”, comentó para CGTN

Su ejemplo demuestra que, a pesar de que este tipo de oficio suele estar amenazado con la extinción, siempre hay nuevos artífices dispuestos a tomar la posta de su revitalización. Otro caso curioso es el del francés Guilhem Bouissou, quien se enamoró del Dongyang, abandonó su trabajo y se dedicó de lleno a su empleo, tomando clases con uno de los maestros en el tallado de madera, Lu Tingfeng. Hoy Bouissou es uno de sus aprendices, basándose principalmente en la obra de la “Leyenda de la Serpiente Blanca”.

Una ciudad artesanal del mundo

Como decíamos, el Dongyang es considerado un patrimonio intangible de la cultura y como una de las artes más apreciadas de China. Uno de los representantes de este reconocimiento, Feng Wentu, ha declarado que existen más de una docena de técnicas diferentes en el Dongyang, incluyendo el tallado circular, el de relieves, el semicircular y el de multicapas.

Lo anterior seguro fue predominante para que la localidad cantonesa haya sido declarada “Ciudad Artesanal del Mundo”, por parte del Consejo Mundial de Artesanías (WCC). Un reconocimiento que entrega la asociación a las zonas basadas en economías creativas y que responden a la conciencia creciente de la contribución de autoridades locales, artesanos y comunidades artesanales, al desarrollo cultural, económico y social de su entorno.

Sus objetivos son “promover el compañerismo, fomentar el desarrollo económico a través de actividades relacionadas con la artesanía que generen ingresos, organizar programas de intercambio, talleres, conferencias, seminarios y exposiciones, y en general, brindar aliento, ayuda y consejo a los artesanos del mundo”, como dice su web.


Escrito por Nayive Ananías
Fotografía principal cortesía EFE

 

Ver más sobre: 

NOTICIAS RECIENTES

  • Madera21 lanza sección web para fomentar el uso de la madera estructural en Chile

  • Nuevo edificio académico es construido con madera maciza en el estado de Texas

  • Proyecto ganador del Concurso de Ingeniería y Construcción analiza la salud estructural y el comportamiento ante los sismos de la Torre experimental Peñuelas

OBRAS

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en LinkedIn
Compartir en Pinterest
Compartir en correo
Traducir »