_Paola Molina

Paola Molina: La madera y el desafío de incrementar el uso de materiales de generación y disposición local

Presidenta de Certificación Edificio Sustentable (CES)

28 de Julio, 2022

Hoy, frente a todos los desafíos por subsanar, como los déficits habitacionales y mejorar la calidad de vida de las personas en tiempos complejos —a nivel mundial como a nivel local—, debemos actuar con mucha claridad y visión, a mediano y largo plazo. Necesitamos decisiones acertadas para actuar y optimizar procesos y recursos, junto con lograr avances positivos en lo social, ambiental y económico, con miras a la carbono neutralidad al 2050. Algo  que, sin duda, permitirá a nuestra nación tener un óptimo desarrollo positivo.

En el sector de la construcción nos hemos ralentizado en avanzar hacia esta visión, desarrollando procesos que aún abrazan el modelo lineal que hoy genera, estimativamente en el mundo, un tercio de consumo de energía, un tercio de emisiones de dióxido de carbono y un tercio de los residuos. Además, es el principal consumidor de materias primas, con un 40%. 

A nivel local, la situación está lejos de ser más esperanzadora, por lo que transitar hacia un cambio de paradigma, que nos permita alcanzar un modelo circular para alcanzar edificios neto cero, es inminente. Como sector, debemos estar a la altura de estos tiempos y sus urgencias. Avanzar con premura, para dirigirnos por este camino y minimizar las externalidades negativas que hoy se generan. El hacerlo no solo es un deber, sino una gran oportunidad de posicionar al rubro como un motor sano de la economía y que permita el desarrollo del país. 

Lo anterior es un gran desafío, pero la voluntad ya está plasmada en la legislación, siendo un hito importante la promulgación de la Ley Marco de Cambio Climático, el 30 de mayo pasado, en que en la Estrategia Climática de Largo Plazo, en el objetivo 1 del “Sector Edificación y Ciudades”, establece que al 2025 el 100% de las edificaciones nuevas que cuenten certificación o calificación de sustentabilidad o eficiencia energética, deberán reportar públicamente su huella de carbono operacional. Asimismo, establece que para ese año todos los edificios nuevos residenciales y no residenciales deberán alcanzar emisiones netas cero.

Dentro de las muchas acciones que debemos asumir para poder avanzar en este camino, me referiré en esta oportunidad al uso de materiales de generación y disposición local. Ejecutar esta acción permite disminuir considerablemente el carbono incorporado de cada material, en el componente de transporte. Y uno de los más abundantes en nuestro país, en la macrozona sur, es la madera, que tiene propiedades muy positivas para el desafío, si es adecuadamente gestionada en todo su proceso productivo. De forma sostenible, al igual que en todos los procesos de elaboración y certificación y así lograr un adecuado estándar.

Absorbe carbono a lo largo de su crecimiento, almacenando y liberando sólo al final de su ciclo. Si se usa en zonas donde se produce y se le hacen los procesos productivos adecuados, logra un carbono incorporado muy bajo, nulo o negativo. Se pueden desarrollar edificaciones de hasta 24 pisos con ella, según casos internacionales. Y permite una gran variedad de diseños y formas.

En la Certificación CES hay varios edificios de este tipo que se han certificado, contribuyendo significativamente en este camino. En la Región de La Araucanía podemos destacar la Escuela los Troncos (comuna de Teodoro Schmidt) y la Escuela Cantino (Vilcún), con un puntaje de  64 y 61.5 puntos, respectivamente. En la Región de Los Lagos, tenemos el CECREA (Castro), con 45,5 puntos, y la Escuela Roberto White (Palena), con 40,5. 

Frente a la acción y el uso de materiales de generación y disposición local, debemos avanzar y masificar con premura. No hay que olvidar que son claves las mediciones de carbono incorporado, evaluaciones y certificaciones. Mientras más exhaustivas sean, permitirán tomar decisiones más acertadas para optimizar procesos y diseños y lograr potenciar avances positivos en el sector.

Ver más sobre: 

NOTICIAS RECIENTES

  • Proyectos de construcción australianos pueden convertirse en los rascacielos de madera más altos del mundo

  • Casas de madera en la Región de O’Higgins: vanguardia, sustentabilidad y confort en zonas rurales y balnearias

  • Colección de muebles en madera se inspira en las formas de sentarse y en la conexión con el suelo

OBRAS

Traducir »