8 de Junio, 2017

Estudios revelan el rol clave de la madera en la construcción de las pirámides de Egipto

Mediante grandes trineos de madera que se deslizaban por el desierto y luego por rampas, los antiguos egipcios pudieron trasladar miles de bloques de piedra y subirlos mediante grúas, también de madera, que dieron vida a una de las siete maravillas del mundo.

Se estima que cerca de 100.000 hombres participaron en la construcción de la gran pirámide de Egipto, la de Guiza, construcción que hoy es la única que perdura intacta y en la que se utilizaron más de dos millones de bloques de piedra.

¿Cómo fue posible lograr una construcción de tal magnitud? Durante siglos esta pregunta fue el foco de atención de diversos estudios científicos que buscaron resolver el misterio de cómo esta antigua civilización pudo levantar tan perfectas y avanzadas edificaciones hace más de 4.000 años. Hoy el misterio podría ser resuelto gracias a las posibilidades que ofrece la madera.

Trineos, rampas y grúas

¿Qué tipo de instrumentos y técnicas pudieron ser utilizados para levantar estas construcciones monumentales? Es sabido que el uso de trineos de madera fue fundamental para el transporte de los bloques de piedra. De hecho, estas estructuras pueden ser vistas en diversas pinturas murales que se han encontrado.

Pero eso no es todo. Nuevas teorías e investigaciones sugieren que para lograr que estas estructuras cargadas con piedras se movieran más rápida y con la ayuda de menos hombres, los egipcios habrían humedecido la arena del desierto, según explica la Fundación para la Investigación Fundamental sobre la Materia (FOM) y la Universidad de Amsterdam.

Por otro lado, una de las teorías más recientes respecto de la construcción de las pirámides ─ la del científico francés Jean-Pierre Houdin­─ afirma que para la construcción de la pirámide de Keops se construyó una rampa de madera ubicada al interior de la pirámide a través de la cual se deslizaban los trineos. Con eso, la idea de que los bloques de piedra eran subidos por el exterior de la construcción queda descartada.

Houdin describe esta rampa ─mediante simulaciones digitales y softwares─ con forma de espiral y de unos 1.600 metros de longitud, por donde los obreros desplazaban los trineos con los bloques. Y en aquellos sectores en donde el trineo debía seguir la curva del espiral de la rampa, se construyó un sistema de grúas de madera y cuerdas para que el vehículo se elevara y siguiera con el siguiente tramo del recorrido.

Reportaje-madera-y-piramides-2

Las diversas pruebas realizadas por este investigador y arquitecto dan cuenta de que un bloque de piedra demoraba menos de un minuto en recorrer cada tramo de la espiral y en él participaban cerca de 10 a 12 hombres.

Además de estar presente en el transporte de los bloques, la madera también fue un material que se utilizó en herramientas como cuñas y palancas que permitían, por ejemplo, cortar cualquier tipo de piedra caliza.


Imágenes cortesía de National Geographic

NOTICIAS RECIENTES

  • Tomás Villalón: “En el concurso de Arquitectura se debe entender el potencial de la madera y su gran responsabilidad medioambiental”

  • Filamentos en base a madera reciclada buscan revolucionar el mercado de la impresión 3D

  • Comienza la consulta pública de la Estrategia Nacional de Huella de Carbono

OBRAS

Traducir »