Centro Cultural Jean-Marie Tjibaou ()

Centro Cultural Jean-Marie Tjibaou

Ubicación: Noumea, Nueva Caledonia
Año término construcción: 1998
Oficina de Arquitectura: Renzo Piano Building Workshop Architects
Arquitecto a cargo: D. Rat, W. Vassal
Colaboradores: A. El Jerari, A. Gallissian, M. Henry, C. Jackman, P. Keyser, D. Mirallie, G. Modolo, J.B. Mothes, M. Pimmel, S. Purnama, A. H. Téménidès and J.P. Allain
Sitio Web: http://www.rpbw.com
E-mail: projects@rpbw.com

El Centro Cultural Jean-Marie Tjibaou rinde homenaje a la cultura kanak y recurre a las tradiciones y experiencia de construcción local al entrelazar lo antiguo y lo moderno.

La comprensión del desarrollo de la cultura kanak fue una parte vital de este proyecto, el familiarizarse con la historia, el entorno y las creencias de kanak hizo posible diseñar un edificio que se ajustara a este contexto. Se establecieron relaciones de trabajo cercanas con la gente local. Marie-Claude Tjibaou (viuda de Jean-Marie Tjibaou) y el antropólogo Alban Bensa, fueron una parte esencial de este proceso de aprendizaje.

Inspirándose en los profundos lazos del pueblo Kanak con la naturaleza, el proyecto buscó cumplir dos objetivos principales: uno era representar el talento de Kanak para la construcción y el otro era el uso de materiales modernos como el vidrio, el aluminio, el acero y las tecnologías de luz modernas, junto con la madera y la piedra más tradicionales.

El Centro es un grupo de “chozas”, pequeños pabellones y espacios llenos de árboles. Se encuentra en un área de tierra llamada la península de Tina, rodeada de agua por tres lados. La exuberante vegetación del sitio está atravesada por senderos, entre los cuales hay “aldeas”: grupos de edificios con fuertes vínculos con su contexto, con su diseño semicircular que define áreas comunales abiertas.

La estructura y, sobre todo, la funcionalidad de las cabañas de Nueva Caledonia se reprodujeron y adaptaron, tanto a nivel arquitectónico como social. Hay diez cabañas, de tres tamaños diferentes, de 20 a 28 m de altura, todas interconectadas por un sendero.

Dentro del Centro Cultural estas chozas sirven para varias funciones. El primer grupo comprende espacios de exposición, una segunda serie de cabañas albergan áreas de investigación, una sala de conferencias y una biblioteca. La última serie de cabañas contiene estudios para música, danza, pintura y escultura.

Estos edificios tienen una forma curva que hace referencia a las construcciones tradicionales de Kanak, pero aquí, más que la fibra vegetal tejida tradicional, están hechos de costillas y listones de madera: exteriores tradicionales en los que se proporcionan todos los beneficios de la tecnología moderna internamente. Se eligió madera de iroko de bajo mantenimiento y repelente de termitas para el proyecto.

Los edificios tienen un sistema de ventilación pasiva altamente eficiente que elimina la necesidad de aire acondicionado mecánico. Gracias a la doble fachada exterior, el aire circula libremente entre las capas de listones de madera. La inclinación de las aberturas de la fachada externa se diseñó para aprovechar los vientos del monzón provenientes del mar, los vientos dominantes. El flujo de aire está regulado por persianas ajustables, que se abren cuando el viento es ligero para permitir la entrada al aire fresco, pero se cierran cuando la velocidad del viento aumenta. Después de que se diseñara por primera vez, esta solución única se probó en modelos a escala en un túnel de viento.

Ver más sobre:

NOTICIAS RECIENTES

  • Senador Girardi participó en la Semana de la Madera 2021 con un especial llamado a incorporar el material en la construcción nacional

  • Investigación utiliza propiedades porosas de la madera para brindar más fortaleza y liviandad al acero

  • El público de la Semana de la Madera escogió sus proyectos favoritos de los concursos por medio de votación online

OBRAS

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en LinkedIn
Compartir en Pinterest
Compartir en correo
Traducir »