;

7 de Mayo, 2019

La exhibición anual más grande de joyas en Nueva York presenta propuestas en madera

La LOOT 2019 se realiza desde el 2000 en el Museo de Arte y Diseño (MAD), y cada año reúne a más de 50 expositores de 18 países. La edición número 19 fue destacada por los críticos porque en ella se mostraron otros materiales que no eran los típicos metales, siendo la revelación de este año la madera reciclada, de la mano de las diseñadoras LeyLa Tanto y Joo Hyung Park.

Abril, el mes del diseño y arte por mil. Casi en paralelo a esta exhibición de joyas en Nueva York, en Rho (Italia), los muebles y la decoración se tomaron la Milan Design Week 2019. ¿Qué tienen en común ambos eventos además de darle visibilidad al trabajo de artistas y diseñadores? Que toman algo tan sencillo como un collar, una repisa o una lámpara, y lo llevan a otro nivel gracias a la innovación y un proceso creativo riguroso.

“LOOT 2019: MAD about jewelry” fue la exhibición que se realizó del 8 al 13 de abril en el Museo de Arte y Diseño, en la ciudad de Nueva York. Al parecer, los juegos de palabras son una fijación en este nicho. No está claro si LOOT es una sigla, pero algunas revistas lo traducen como “botín”, es decir, las cosas de valor con las que huye un ladrón. Y sí, las joyas mostradas en este museo son un verdadero tesoro. Junto a eso, MAD responde a las siglas de Museum of Arts and Design, pero también la palabra en inglés (mad) significa “loco”, por lo que esto se podría leer como “loco o locura por la joyería”.

55 expositores de 18 países pudieron mostrar sus productos en este evento. La crítica ovaciona a LOOT por dos motivos. El primero, porque es un evento cultural que genera mucho dinero y gran parte de las ganancias van destinadas a financiar las exposiciones y programas educativos del MAD. Y segundo, porque es una oportunidad para que amantes y coleccionistas de joyas puedan acceder a piezas únicas de la mano de sus propios creadores.

Variedad de materiales

Desde la primera edición en el año 2000, esta exhibición no tiene una temática definida más que mostrar joyas. En la revista neoyorquina especializada en joyería, JCK The Industry Authoroty, escribieron sobre lo que se esperaban ver este año y los expositores más promisorios. “No tengas miedo a experimentar con materiales”, escribieron. Aquella frase puede resumir lo que es la esencia de este evento.

Bryna Pomp, la mujer detrás LOOT, es especialista en joyas y curadora de la exhibición desde 2011. Lleva más de 15 años estudiando la joyería contemporánea, viajando a Europa, Asia y otros países de para investigar y conocer nuevas propuestas. Pomp se toma su rol de curadora en serio: “Mi trabajo principal es hacer que LOOT presente anualmente los trabajos más innovadores, vanguardistas, emocionantes e interesantes de joyeros contemporáneos que estoy viendo en mis investigaciones y viajes diarios”, explica.

Además de sus viajes, otra manera de contactar a los potenciales expositores es que estos mismos se acercan para mostrarle sus portafolios. Para la selección, dice que sigue tres criterios: “Primero es la excelencia en el diseño, el segundo es el uso innovador de los materiales y por último, la artesanía excepcional”.

En las colecciones de los años anteriores, los materiales que más se repetían eran metales como la plata, el oro, el titanio, el acero inoxidable, el aluminio, el bronce y el latón. En el LOOT 2019 se apostó por mostrar otros materiales como madera, vidrio, papel fotográfico, resina, silicona, concreto, tablas de skate recicladas, pelo de caballo (crin), marcos de cuadros reutilizados y porcelana, entre otros.

La sustentabilidad como accesorio

La industria de la moda ha golpeado de a poco la idea de que los accesorios pueden ser fabricados bajo una producción sustentable o con materiales reciclados. Pero algunas marcas se han atrevido a ofrecer, por ejemplo, relojes o lentes de sol de madera.

Tara Locklear, diseñadora oriunda de Carolina del Norte, Estados Unidos, fue una de las exponentes en el LOOT 2019. Su fuerte son los aros y collares, que fabrica con restos de tablas de skate inspirándose por los paisajes urbanos. Corta y reajusta las patinetas para crear una estética lúdica, de forma que la joyería tenga un nuevo lenguaje. “Esos nuevos colores y texturas no las encuentro en metales como el oro y la plata”, explica. Ha basado su joyería en las tablas de skate por sus cualidades gráficas y de color, y también por la fuerza de identidad que trae este deporte. “En cada tabla encuentro un punto de conexión emocional entre el material y el espectador”, agrega.

La crítica ha celebrado el trabajo Locklear y ha definido que “su objetivo es crear piezas finas, hechas a mano que empoderen la individualidad y brinden un punto de vista refrescante a la joyería contemporánea”.

Para Locklear, cuando recoge tablas rotas, une sus componentes, los corta, lija, pega y pinta, es como estar trabajando con diamantes y rubíes. La elección de este material significa una cosa, o más bien, hacia dónde debe apuntar la joyería contemporánea: debe ser diferente.

Marcos de madera reciclados

Otra expositora del LOOT 2019 fue la diseñadora turca Leyla Taranto (57), quien utiliza retazos de madera de marcos de cuadro para fabricar joyas. Es la dueña de su propia marca, Toz Design. En su web puede encontrarse toda la información de sus exposiciones, charlas a las que ha asistido, biografía y catálogo de joyas.

Su interés por la joyería comenzó en su niñez, aunque fue tras salir de la universidad cuando empezó a asistir a talleres, a involucrarse con la maquinaría y los materiales. “Me sentí atraída y cautivada por la infinidad de posibilidades –material, conceptual y de forma– que ofrece el diseño de joyas”, explica.

Taranto ofrece alfileres, broches, collares, aros y gemelos, creados a partir de piezas de marcos de madera descartados. Va a las tiendas de marcos de cuadros en Estambul y pide los descartes, o recorre viejas joyerías o ferias para pedir las que están en desuso.

La elección de estos marcos se justifica por sus recuerdos de la infancia. Toda foto o pintura está enmarcada en madera. Pese a que utiliza técnicas convencionales para fabricar sus joyas, Taranto explica que le gusta “experimentar el contraste entre conceptos y materiales”. Por eso ha incorporado la madera desechada, papel no tejido, espuma de empaque o caucho.

Para Taranto la utilización de marcos de madera desechados ha servido para potenciar otro aspecto que ella considera importante: la conversación entre el objeto y el espectador. “En primera instancia, ese marco estuvo en un cuadro que mantuvo un diálogo con un espectador. Ahora, como joya, mantiene un diálogo con el cuerpo”, explica.

La elección de materiales como desechos de madera le ha ayudado a explorar aspectos que en la joyería tradicional no se veían con mucha frecuencia: nuevas ideas, formas, texturas y colores. Y por sobre todo, que una joya puede tener valor agregado.

Descartes y madera con certificación sustentable

Otra expositora que apostó por la madera en esta edición de LOOT, fue Joo Hyung Park. Tiene 37 años y nació en Seul, Corea del Sur. Se mudó a Nueva York y desde 2007 a 2010 estudió licenciatura en joyería y orfebrería en la Escuela de Diseño Rhode Island, Estados Unidos. Luego, de 2012 obtuvo un magíster en joyería, orfebrería y metalistería del Royal College de Arte, en Londres. Después regresó a Seul, desde donde tiene su propio taller.

Hyung Park utiliza madera de bosques con certificación sustentable y descartes de muebles viejos. Gracias a sus amplios estudios, ha logrado especializarse en el trabajo en madera y en la aplicación de pegamentos, lacas y pinturas a base de materias más orgánicas, como resinas de cáñamo y aceite de linaza, entre otros. Cada pieza de madera es única, señala Hyung Park, y mientras se corta surgen dos patrones: “Uno es el patrón que la madera y yo creamos juntos, y el otro es un patrón de color creado a partir de capas improvisadas de laca natural acumuladas sobre la madera. Los dos patrones se encuentran en mi trabajo, y se combinan, coexisten y se fusionan”

Se define a sí misma como “una artista que usa las manos como herramientas para la comunicación”. Ha pasado por una gran cantidad de capacitación en diversas técnicas de metal y madera, pero aun así siempre defiende el trabajo manual/artesanal. “Las personas que no son artesanos a menudo no tienen acceso a las herramientas utilizadas en los talleres más sofisticados. Pienso en herramientas o formas de fabricar que puedan relacionarse con las personas. Para mí, trabajar con las manos es una manera de construir nuevos recuerdos”, señaló en una entrevista a la revista Art Mine.

Como se puede apreciar, estas tres artistas están usando la madera en el proceso creativo y de fabricación de joyas. Gracias a esto, además de posicionar a la madera en un mundo de materiales en donde no tenía lugar, le están dando un nuevo significado al uso de las joyas: son algo más que un mero adorno corporal. Y gracias al LOOT, estas nuevas propuestas pueden ser visibles. La joyería contemporánea está adquiriendo un espacio y respeto frente a la crítica. Sin duda, tenemos muchas expectativas para lo que vendrá en el LOOT 2020.


Escrito por Diego Zúñiga
Fotografías cortesía de taralocklear.com y tozdesign.com

OBRAS

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+
Compartir en LinkedIn
Compartir en Pinterest
Compartir en correo
Traducir »